Un tiempo mío entre dos olas

Un tiempo mío entre dos olas

“…Y el mar sigue moviéndose. Yo busco
un tiempo mío entre dos olas
ese mundo flexible de la orilla,
que retiene los pasos un momento…”
(Luís García Montero)

“Busco ser. Existencia.

Encontrar algo que realmente me pertenezca.
Que sea mío y, conmigo,
salga de mi,
un tiempo mío entre dos olas.

Ese lapso breve y escurridizo
en que pueda expandirme,
gritar con seguridad:
¡Aquí estoy, he surgido,
no soy un golpe de baqueta más
anónimo y perdido en la gran cadencia!

Escurrirme del viscoso, homogéneo mundo,
la masa pegajosa de que habló Cortázar
con su frío y eficaz reflejo cotidiano
repetido día a día hasta la nausea,
donde acabas negando hasta tu propia existencia
y aceptando todo aquello que el hábito ha moldeado
hasta dejarlo liso, lubricado y suave
para que no duela al momento de hacer su entrada.

Ser un yo distinto al resto,
sin telas, juicios ni prejuicios
que puedan taparme la cara
ni atarme las manos con sogas invisibles
de esas que dejan marcas en la piel
y surcos profundos en la mirada.

Ser ese yo,
sin más,
en el sentido más extraño
y extremo de la palabra
aunque con ello me escape de lo común
y cause desconcierto, sorpresa o rechazo,
confusión en algunas miradas.

Ser, en fin, ese yo
que existió siempre desde mi infancia y
que ahora quiere romper la cadena
de un mundo que pretende etiquetar a todos
bajo el estigma de una misma marca.”

Keral

Anuncios

2 pensamientos en “Un tiempo mío entre dos olas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s